La nueva película de Sacha Baron Cohen titulada Bruno ha sido censurada o prohibida en Ucrania, debido a que el personaje principal es gay y eso es algo bastante odiado por buena parte de los ucranianos, pero es algo muy mal visto por el gobierno, que se cree que los heterosexuales son los seres más perfectos que existen. Es lamentable que se hagan estas censuras a películas, ya que los ucranianos tienen el derecho a decidir si pueden o no verla, pero este derecho está muy limitado en un país como Ucrania.

bruno_4.jpg

El hecho de ser una película con personaje gay como protagonista hace que pueda ser muy divertida, simpática y simplemente una película para pasar un buen rato y no tiene que ser objeto de mofa y censura por parte del gobierno de Ucrania, que últimamente no tiene otra cosa que censurar, sobre todo lo que tenga que ver con el mundo gay, homosexualidad y demás. Ellos se creen que no hay homosexuales en Ucrania, pero de seguro que hay muchos más de lo que se piensan.

Los ucranianos simplemente podrán ver Bruno por internet o de cualquier otra forma, menos en el cine, pero por mucho que censuren, siempre se puede llegar a ver si un ucraniano está interesado, porque es una película que intenta ser divertida y no quiere polemizar con los homosexuales, la religión ni la política. Seguro que Bruno será censurada en otros muchos países. Es simplemente lamentable que se hagan estas cosas a los ucranianos.